jueves, 5 de febrero de 2009

Oremus pro Pontifice nostro Benedicto


El pasado 24 de enero el Santo Padre, a través de un Decreto de la Congregación para los Obispos, decidía levantar las excomuniones a los 4 obispos consagrados por Monseñor Lefebvre el 1 de julio de 1988 y que provocaron la excomunión de este y de los mencionados obispos. También se privaba de efecto alguno el Decreto emanado en aquella ocasión.


Ese mismo día la Televisión Sueca emitía una entrevista grabada el 1 de noviembre pasado, en la que Monseñor Williamson (uno de los 4 obispos consagrados) negaba o reducía la importancia de la shoa (exterminio judío durante la II Guerra Mundial a manos de los nazis). Estas declaraciones, hechas públicas como decía, el mismo día en que se conocía el decreto, han desatado un sinfín de críticas desde dentro y fuera de la Iglesia. Así el Rabinato de Israel, Angela Merkel, el Estado de Israel, el Cardenal Kasper (heterodoxo donde los haya y abiertamente contrario al Magisterio y gobierno de Benedicto XVI), el Cardenal Schönborn (aquel que se salta las normas litúrgicas elementales), el Cardenal francés André Vingt-Trois y otros muchos, han utilizado el pretexto de las declaraciones de Benedicto XVI para pedir tratar de medrar en sus decisiones y gestos con los tradicionalistas.


En el ínterin, Monseñor Fellay (superior de la Fraternidad de San Pio X que conforman los obispos mencionados y los sacerdotes ordenados por ellos), ha lamentado y desautorizado las declaraciones de Williamson. Este por su parte, pidió al Santo Padre perdón por la imprudencia de sus declaraciones y el dolor que le estaría suponiendo.


Primero el Portavoz Vaticano y finalmente la Secretaría de Estado Vaticano, han tratado de llevar las aguas a su cauce . Así, lo que parecía ser un anuncio definitivo de la regularización de la Fraternidad de San Pio X como prelatura personal o administración apostólica, parece ahora algo imposible y se añaden nuevas condiciones previas:

- Reconocimiento total del Vaticano II; y
- En el caso de Monseñor Williamson, deberá tomar "de modo inequívoco y público distancias sobre la postura de la Shoa"


Finalmente el Papa, pide acompañamiento en la oración de todos los fieles para que el Señor ilumine el camino de la Iglesia. Me sumo a esta campaña a través de la iniciativa de soutienabenoitxvi.


Oremus pro Pontifice Nostro Benedicto

1 comentario:

Arcana Mundi dijo...

Estimado señor:
Mañana publicaré un diálogo, o si lo prefiere "rifi-rafe" que se ha dado estos días entre una lectora de mí blog y yo, a razón de un artículo "inocente" de entre los muchos que he escrito acerca del pueblo isleño de San Mateo.
La razón es de tipo religiosa.
Por eso creo que le gustará leer las críticas de Maryaxe, (la lectora en cuestión) y yo. Es muy "picante", la verdad.Sin duda le interesará.
Respecto a los "tradicionalistas". Bueno, estar en la frontera del mismo cisma no es bueno. Algunos lefebrianos ya han empezado a cuestionar algunos sacramentos. Sea como sea yo me considero tradicionalista, aunque no lefebriano.
Pero por eso mismo hay que ser fiel al Santo Padre.
Respecto al genocidio nazi... bueno, conozco la literatura revisionista, y se de sus argumentos y de la adversa suerte de los detractores del Genocidio. Pero aunque suene egoísta le digo que no es mi lucha.
Bastante desgasta defender la Fe para colmo le acusen a uno de ser nazi, encima sin serlo.
Saludos.